Follow by Email

miércoles, 11 de abril de 2012

sigo por aqui!!

Tengo al blogg con depresión, se siente abandonado y solo el pobre..
Que culpa tengo yo...de que la inspiracion se halle oculta en un cajon..y que la faceta salvaje y dicharachera este  de vacaciones...

Mi santa madre llega a seckmauern para inyectar un poco de color a las aburridas vidas de mis vecinos..y es que ya somos dos sevillanas entre tanto tetuon y eso se tiene que notar..

Estamos sumergidas en los preparativos del bautizo y la comunion...
invitaciones..al estilo de Teresina y sus cosas, ojala me queden tan bonitas como a ellas..y los recuerdos que regalaremos a los que gusten soportarnos ese dia...de importación que hay que levantar al pais..

prometo subir fotos...

Hemos hecho carteles..para recoger a la santa abuela del Aeropuerto con los labios tatuados de la rubia y un toro de osborne que mas lo quisieran las carrteras Andaluzas...
que mi madre viene con un cocido en la maleta!!! un morcon en el bolso!!! y muchas ganas...




9 comentarios:

MamaEncantada dijo...

Animate. Ya veras como la visita de tu madre te hace mucho bien

Trax dijo...

Olé, la que vais a liar por allí!!
Disfruta mucho de tu mami, y súbenos las fotos!!
Un besote

porfinyomisma dijo...

jajjajajaja El morcón deberían haberselo requisado en el aeropuerto...eso puede usarse como arma, jajaja
Besos.

M@rt@ dijo...

a disfrutar de la mama que solo hay una

Mi Álter Ego dijo...

Pues hale, a disfrutarla!!! Besotes.

Annie74 dijo...

Ala! Que bien... me alegro de que tengas por ahi tu mama! Y seguro que os salen unas invitaciones chulisimas!
besos.

Sara M. dijo...

¿Cuándo tenéis las celebraciones?

La esposa de su hijo dijo...

Ole por ese cocido viajero!!!! A disfrutar de la abuela junto con toda la familia.
Buen día.

Inma dijo...

¡Como pude pasar por alta esta entrada, Rachel! No la vi el miércoles. Viva la madre viajera. Me acuerdo que una vez mi madre me trajo un batería de cocina en el equipaje de mano a Bélgica...no se lo querían dejar pasar y se inventó una historia que al final por no oirla hicieron la vista gorda.
¡Qué guay que vaya tu mami!